Psicólogos Córdoba

Somos una red constituida por profesionales de la psicología, psiquiatría y profesiones afines especializados en el campo de la salud mental.
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horario de Atención L a V: 10 a 19
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horarios de atención Lunes a Viernes: 10 a 19 hs

Lo enigmático del fenómeno psicosomático

fenómeno psicosomático

Lo enigmático del fenómeno psicosomático

Hablar acerca de lo psicosomático es hacer referencia a un signo de malestar característico de esta época. Se trata de un término al cual acuden diferentes discursos y disciplinas, para el abordaje y estudio de aquellas manifestaciones corporales que en general no tienen su correlato directo con causales de base física.

Origen del fenómeno psicosomático

fenómeno psicosomáticoQuien dio origen al término fue Christian Heinroth, un médico alemán que a principios del siglo XIX se dedicó a investigar y a plantear las causas del insomnio. Para ello, hacía alusión a procesos psíquicos que afectaban y tenían incidencia en el cuerpo. Esta apreciación implicó una articulación entre dominios hasta ese momentos separados por el dualismo mente/cuerpo. El esfuerzo de Heinroth (y tantos otros científicos) estuvo centrado en lograr articular ambos dominios. Lo importante era comprender y explicar de qué manera el sujeto (sustancia pensante), puede estar conectado con su cuerpo (sustancia física extensa, aquella que ocupa lugar, que tiene longitud y profundidad).

Los primeros estudios posibilitaron un acercamiento a la caracterización de lo psicosomático tal como hoy se conoce. Se trata de una manifestación de signos y lesiones corporales y/o trastornos funcionales, con la ausencia de un origen biológico específico que dé cuenta de los mismos.

Ahora bien, si se piensa lo psicosomático como una implicación de lo psíquico en lo corporal; ¿se descarta absolutamente la posibilidad de encontrar causas de origen físico? ¿Puede acaso la causa ser una combinatoria tanto de factores físicos como psíquicos?

Diferentes investigaciones en medicina psicosomática aspiran a resolver estas dificultades de base. Buscan poder evidenciar causalidades que den cuenta de manera más exhaustiva de las enfermedades psicosomáticas. De estas últimas, se pueden mencionar ciertas enfermedades de la piel (como la psoriasis), la fibromialgia, la migraña, el síndrome de fatiga crónica, de intestino irritable, entre otras. Todas ellas, enfermedades que continúan perturbando al saber médico.

Aportes psicoanalíticos al fenómeno psicosomático

Ante la pretensión de conocer y objetivar cuál es la causa de los fenómenos, se suele tomar como base un modelo de acción-reacción. Este modelo puede pensarse como una especie de bloque, donde una cosa no se da sin la otra; y en donde no hay lugar para un espacio donde pueda plantearse un interrogante.

Frente a esta postura, el psicoanálisis adopta otra perspectiva. Para esta corriente, en este bloque sí hay espacio: está el terreno de lo indefinido, lo inaprensible. Tal como sostiene Jacques Lacan, “(…) entre la causa y lo que ello afecta, está siempre lo que cojea” (Seminario 11, p. 30).

Al estudiar el campo de lo psicosomático, la medicina trata con el organismo biológico: lo fotografía, lo manipula e investiga múltiples conexiones neuronales. Esto, con el objetivo de encontrar las causas y sin desconocer que existen otros factores que exceden a lo físico.

El psicoanálisis plantea otra perspectiva: como humanos somos portadores de un cuerpo desnaturalizado, atravesado por el lenguaje, el cual nos afecta y deja huellas que no se dejan atrapar por el saber médico. En ese cuerpo suceden acontecimientos imprevistos y contingencias que marcan. Se piensa al cuerpo como «producto de», como una construcción; y no como un organismo únicamente biológico, como «don» de la naturaleza.

Para el psicoanálisis, los cuerpos transitan por múltiples avatares como causa de esta inmersión en el lenguaje y la cultura. Por ello, para lograr un acercamiento al fenómeno psicosomático, es importante no desatender esta diferencia fundamental entre organismo y cuerpo. En este último habita algo de aquello que no se deja aprehender, que escapa a todo intento de conocimiento absoluto. También, aquello que es del orden de lo real; y no de lo real «orgánico», sino de lo real en tanto imposible.

Tratamiento del fenómeno psicosomático

La terapia con pacientes que presentan manifestaciones psicosomáticas deber dar lugar a la singularidad. Se trata de elaborar de otro modo aquello que se manifiesta silenciosamente como marca o lesión en cuerpo.

Es importante hallar aquellas respuestas singulares, aquellos recursos que encuentra y encontró hasta allí el sujeto para hacer frente a determinadas contingencias y experiencias de su propia historia; entendiendo justamente al fenómeno psicosomático como una respuesta a éstas.

No se trata de generalizar ni de abordar al fenómeno desde esa especie de bloque, donde cierta consecuencia se relaciona necesaria y directamente a cierta causa. Se trata justamente de dar lugar a un margen, habilitar ese espacio de lo enigmático. Esto es, ni más ni menos, la propia subjetividad.

Articulo redactado por:

lic en psicologia lucas allende

Lic. Lucas Allende

Lic. en Psicología
Licenciado en Psicología (UNC)  M.P: 10338.  Miembro del Proyecto de Investigación “Infertilidad: cuerpo, biología. Deseo y goce”, SeCyT, UNC.
lic en psicologia lucas allende
Lic. Lucas Allende

Lic. en Psicología

Licenciado en Psicología (UNC)  M.P: 10338.  Miembro del Proyecto de Investigación “Infertilidad: cuerpo, biología. Deseo y goce”, SeCyT, UNC. Miembro del Servicio de Prevención, Asistencia y Asesoramiento para el Abordaje de la Violencia de Género en la Provincia de Córdoba. Acompañante Terapéutico en Fundación Ser Acompañante: Capacitación, asistencia  e investigación en acompañamiento terapéutico. Consultorio privado ubicado en Nueva Córdoba. Orientación en Psicoanálisis Lacaniano.
B° Nueva Córdoba - Córdoba.