Psicólogos Córdoba

Somos una red constituida por profesionales de la psicología, psiquiatría y profesiones afines especializados en el campo de la salud mental.
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horario de Atención L a V: 10 a 19
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horarios de atención Lunes a Viernes: 10 a 19 hs

¿Qué es la terapia ocupacional para niños?

¿Qué es la terapia ocupacional para niños?

Terapia ocupacional para niños La vida cotidiana de los niños está llena de ocupaciones: juegan, aprenden, hacen tareas escolares, crecen, llevan a cabo actividades de la vida cotidiana como cepillarse los dientes, ponerse las medidas o atarse el cordón de las zapatillas.

Sin embargo, en el día a día los niños pueden manifestar algún conflicto con respecto a alguna actividad de su vida diaria.

Te invitamos a conocer qué es y cuáles son los  beneficios que puede tener la terapia ocupacional para niños en el desarrollo de la vida cotidiana de tu hijo.

La tarea del terapeuta ocupacional infantil

El terapeuta ocupacional no trabaja solamente sobre el bienestar físico del niño, sino que también se ocupa de aspectos psicológicos, sociales y ambientales que pueden estar afectando su desempeño en las actividades de la vida cotidiana.

Si bien el rol del terapeuta ocupacional para niños varía dependiendo de cada caso en particular, en general el profesional evalúa las habilidades del chico para jugar, para desempeñarse en la escuela, observa sus habilidades físicas y cognitivas, o sea cómo se desenvuelve en su vida diaria. Finalmente, analiza si coincide con lo que se considera adecuado para su edad desde el punto de vista del desarrollo.

A través de una serie de actividades que abordan cuestiones como la atención, la coordinación, reacciones sensoriales, y la organización, la terapia ocupacional  ayuda a los niños a mejorar sus habilidades cognitivas, físicas, motrices, sensoriales y su autoestima, permitiéndoles ser tan independientes como sea posible en las actividades de la vida diaria que necesiten realizar.

El terapeuta ocupacional no se requiere necesariamente para combatir algún problema puntual del niño, sino que simplemente te puede ayudar a mejorar las habilidades que el pequeño posee pero que no ha sabido canalizar en su vida diaria.

Objetivos de la terapia ocupacional para niños

Aunque cada niño es único, y las metas y resultados de la terapia serán específicos de acuerdo a cada paciente y sus necesidades, en términos generales la terapia ocupacional infantil tiene como fin realizar un diagnóstico sobre diferentes áreas que incluyen el cuidado personal, la productividad, y el juego y esparcimiento. Además, se evalúa el contexto del desempeño y la relación entre el niño y su ambiente.

A través de este diagnóstico se plantean una serie de actividades que tienen como objetivo:

  1. mejorar el desarrollo de los niños que presentan dificultades en su desempeño diario
  2. eliminar barreras e introducir adaptaciones a su entorno
  3. fomentar su independencia a la hora de hacer actividades de la vida cotidiana tales como vestirse, atarse los cordones, cepillarse los dientes, higienizarse
  4. cubrir necesidades de la familia, se los incluye de manera integral en el proceso de la terapia ofreciéndole recursos para mejorar las actividades del día a día

El juego en la terapia ocupacional

Niño dibujando Son diversas las situaciones que requieren un terapeuta ocupacional: niños que presentan dificultad en el comportamiento, déficit de atención, hiperactividad, discapacidad, entre otros. En cada caso, el terapeuta adapta el ambiente, los juegos y los juguetes para que el niño se desempeñe adecuadamente, de acuerdo a su necesidad.

La actividad lúdica es el modo que tienen los niños de aprender acerca del mundo. Los juegos les permiten a los chicos desarrollar destrezas físicas, perceptuales, cognitivas, sensoriales; y es la principal actividad de ocupación que tienen los pequeños.

Al igual que en la terapia psicológica en niños, el juego en  la terapia ocupacional infantil se enfoca en mejorar las condiciones de vida de los niños, se lo toma como un medio para impulsar su desarrollo y su participación en la sociedad.

El juego es un método divertido, sencillo y espontáneo que se utiliza en la terapia infantil para trabajar dinámicas que ejerciten los aspectos visual, táctil, el control de la postura, la resolución de problemas y el trabajo en equipo.

Algunos juegos como los creativos les permiten a los chicos desarrollar la imaginación y la improvisación, mientras que otros, como los deportivos, requieren de movimiento y ponen en juego el estado físico y emocional.

Lo lúdico le permite al niño liberarse de tensiones diarias, aumentando la motivación, mejorando sus habilidades y produciéndole gratificación.

¿Qué beneficios puede tener la terapia ocupacional en mi hijo?

Mediante la terapia ocupacional los niños desarrollan, potencian y mantienen habilidades y destrezas que les son necesarias para el día a día, además trabajan en actividades que mejoran su coordinación motora, y que  aumentan su independencia y autoestima.

A través de la terapia ocupacional para niños algunos pequeños aprenden a concentrarse mejor, a completar sus tareas de la escuela, y a fortalecer la confianza en sí mismos en la medida en que aprenden a hacer más actividades por sí solos.

En el proceso de la terapia, los chicos desarrollan habilidades conductuales y cognitivas necesarias para adquirir autonomía e integración social.

El profesional le va a permitir al niño que juegue, que aprenda nuevas habilidades, logrando mejorar sus capacidades física. También ayuda al niño para que pueda realizar de manera independiente actividades relacionadas con la vida escolar.

El terapeuta ocupacional se va a ocupar de utilizar la creatividad y el entorno para impulsar al niño a conseguir el máximo de autonomía e integración en su entorno y vida cotidiana.