Psicólogos Córdoba

Somos una red constituida por profesionales de la psicología, psiquiatría y profesiones afines especializados en el campo de la salud mental.
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horario de Atención L a V: 10 a 19
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horarios de atención Lunes a Viernes: 10 a 19 hs

¿Por qué invertir en salud mental?

joker salud mental

¿Por qué invertir en salud mental?

joker salud mental¿Viste la película El Joker? No te preocupes si no la viste, este artículo no contiene spoilers… al menos, no explícitos. La película nos relata la historia de Arthur, un individuo incomprendido y discriminado por su entorno, pero también nos refleja una sociedad cansada y enferma, sin estructuras que garanticen sus derechos. Entre ellos, se destaca la ausencia de uno fundamental: el derecho a la salud mental.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define a la salud como “un estado de completo bienestar físico, mental y social y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades”. De esta manera, podemos ver que el componente mental constituye una parte fundamental del bienestar individual y funcional de la persona.

La salud mental es una responsabilidad de todos y debemos ocuparnos de ella tanto a nivel social como individual. En el siguiente artículo intentaremos definir la importancia de la salud mental, así como su prevención, promoción y trastornos.  

Datos y cifras

La salud mental es un tema que nos concierne a todos y,  si todavía no te parece algo importante, deberías chequear las cifras que te mostramos a continuación.

Según el Estudio de las Áreas de Captación Epidemiológica (ECA, por sus siglas en inglés), el 32,7% de las personas, a nivel mundial, sufrirá algún trastorno mental en su vida. En Latinoamérica, las estadísticas implican un 45,9% de posibilidad de sufrirlo a lo largo de la vida; un 26,8%, en el último año y un 22,7% de desarrollarlo en el último mes. 

Depresión y suicidio

Salud mental - Mujer sosteniendo dibujo de una sonrisaA nivel mundial, la OMS calcula que cerca de 800 mil personas se suicidan anualmente. Según sus cálculos, cada 40 segundos fallece alguien por esta causa. El suicidio constituye la segunda causa de muerte en el grupo etario de 15 a 29 años.

La depresión afecta a más de 300 millones de personal en el mundo y se considera una de las principales causas de discapacidad mundial. El problema no es que no exista una manera de tratarla, sino que más de la mitad de los afectados en todo el mundo, no recibe atención eficaz. Entre los obstáculos que destaca la OMS se encuentran:

  • Falta de recursos y de personal sanitario capacitado
  • Estigmatización de los trastornos mentales
  • Evaluación clínica inexacta

Trastornos conductuales y mentales en niños

En cuanto a los trastornos en la infancia, se estima que entre el 4 y el 12% de la población mundial infantil presenta problemáticas conductuales (Baker & Abbott-Feinfield). 

Entre los problemas más frecuentes en niños entre los 4 y los 7 años que ponen en riesgo su desarrollo psicosocial y educacional destacamos:

  • Conducta oposicionista
  • Desobediencia
  • Conducta agresiva
  • Hiperactividad

Prevención y promoción de la salud mental

 “¿Qué obtienes cuando cruzas un solitario mentalmente enfermo, con una sociedad que lo abandona  y lo trata como basura? ¡Te diré lo que obtienes! ¡Obtienes lo que te mereces!”. El Joker (2019)

La película de Todd Phillips refleja —entre otras cosas— las consecuencias de descuidar la sociedad, y, particularmente, su salud mental. A nivel macro, es fundamental garantizar el bienestar integral de la población. Para ello, es necesario ejecutar acciones de salud pública con el fin de prevenir, tratar y rehabilitar trastornos, así como también crear entornos y condiciones de vida sanos. En este marco, la OMS entiende que debe garantizarse un ambiente de respeto y protección de los derechos civiles, políticos y socioeconómicos. 

Las políticas y programas de salud pública deben incluirse tanto en sectores gubernamentales como no gubernamentales. Además, es necesario ejecutar estrategias intersectoriales, incluyendo la participación de diversas áreas, como la asistencia social, la educación, el trabajo y la justicia, entre otras. 

Estrategias intersectoriales

  • Intervenciones y apoyo en la infancia
  • Emancipación socioeconómica de la mujer
  • Apoyo a las poblaciones geriátricas
  • Programas dirigidos a minorías y sectores vulnerables 
  • Promoción de salud mental en las escuelas y en el trabajo
  • Políticas de vivienda
  • Programas de prevención de violencia
  • Programas de desarrollo comunitario
  • Reducción de la pobreza y protección social 
  • Legislación y campañas contra la discriminación
  • Promoción de los derechos, las oportunidades y la atención de las personas con trastornos.

Trastornos mentales

 “La peor parte de tener una enfermedad mental es que la gente espera que te comportes como si no la tuvieras” El Joker (2019)

La salud mental está determinada por factores sociales, biológicos y psicológicos. Por ello, estos determinantes pueden llevar a trastornos mentales. Los factores sociales, por ejemplo, agrupan las presiones socioeconómicas, el estrés laboral, la discriminación, los riesgos de violencia, la mala salud física y las violaciones de los derechos humanos. Entre los determinantes psicológicos, existen ciertos tipos de personalidad que hacen que una persona sea más vulnerable a los trastornos mentales. A nivel biológico, encontramos que existen factores genéticos o desequilibrios bioquímicos que pueden afectar la salud mental.

Los trastornos mentales están entre las causas más importantes de morbilidad —cantidad de personas enfermas en un momento y lugar particular— y causan un gran impacto en el funcionamiento del individuo. Estos afectan al sujeto en su ambiente familiar, social y laboral y, por ello, se considera que provocan discapacidad. Entre ellos se incluyen padecimientos como la depresión, la ansiedad, la epilepsia, las demencias, la esquizofrenia, y los trastornos del desarrollo en la infancia.

Atención y tratamiento de trastornos de salud mental

Es esencial satisfacer las necesidades de las personas con trastornos de salud mental con medicación, psicoterapia, antidepresivos y apoyo psicosocial. La OMS y la Organización Panamericana de la Salud publicaron la Guía de intervención mhGAP, en la que catalogan las manifestaciones de los trastornos mentales más comunes. 

Depresión

  • Síntomas físicos persistentes sin causa definida
  • Poca energía, fatiga, problemas del sueño
  • Tristeza persistente o estado de ánimo deprimido, ansiedad 
  • Pérdida de interés o placer en actividades que son normalmente placenteras

Psicosis

  • Cambios de comportamiento marcados
  • Descuido de las responsabilidades
  • Comportamiento agresivo, agitado, aumento o reducción de la actividad
  • Creencias falsas sostenidas
  • Ignora que está teniendo problemas de salud mental

Epilepsia 

  • Movimientos convulsivos o ataques, crisis convulsivas

Durante la convulsión:

  • Pérdida o alteración de la conciencia
  • Rigidez, entumecimiento
  • Mordedura de lengua
  • Lesiones físicas
  • Incontinencia urinaria o fecal

Luego de la convulsión:

  • Fatiga, adormecimiento, somnolencia
  • Confusión
  • Comportamiento anormal
  • Cefalea
  • Dolores musculares o debilidad en una parte del cuerpo

Trastornos mentales y conductuales del niño y el adolescente

  • Problemas de desarrollo, emocionales o de comportamiento (falta de atención, hiperactividad, comportamiento desafiante reiterado, desobediente, agresivo)
  • Factores de riesgo: desnutrición, maltrato o descuido, enfermedades frecuentes y crónicas.
  • Dificultad para mantenerse a la par de sus compañeros o para llevar a cabo actividades diarios normales
  • Comportamiento: demasiado activo, agresivo, rabietas frecuentes o graves, desea demasiado estar solo, se rehúsa a hacer actividades habituales.
  • Se distrae fácilmente, molesta en clase, se mete en problemas, tiene dificultad para completar las tareas escolares

En casos graves:

  • Comportamiento que viola las normas o la ley
  • Comete agresiones físicas en casa o la comunidad

Demencia

  • Disminución o problemas de memoria (olvidos graves) y orientación (conciencia del momento, lugar y las personas)
  • Problemas del estado de ánimo o conductuales como la apatía o irritabilidad
  • Falta de control emocional
  • Dificultades para llevar a cabo su trabajo usual, actividades domésticas o sociales.

Autolesión o suicidio

  • Desesperanza y desesperación extremas
  • Pensamientos, planes o actos de autolesión o suicidio actuales o pasados
  • Alguno de los otros trastornos, dolor crónico o sufrimiento emocional extremo

Entonces, ¿por qué invertir en salud mental?

Como vimos, los trastornos mentales son una de las principales causas de morbilidad y discapacidad mundial y es por ello que resulta fundamental prestarle la atención necesaria. 

A nivel macro, serán necesarias políticas y programas de salud social. Individualmente, recae en nosotros la responsabilidad de informarnos sobre los trastornos mentales y sus tratamientos.  El acceso a la salud mental es un derecho y una necesidad que se debe garantizar tanto a nivel individual como social. 

Fuentes 

  • OMS y OPS (2017) Guía de intervención mhGAP para los trastornos mentales, neurológicos y por consumo de sustancias en el nivel de atención de salud no especializada. Versión 2.0. Washington, D.C.: OPS; 2017. Disponible en:

http://www.msal.gob.ar/images/stories/bes/graficos/0000001231cnt-2018_OPS-OMS-guia-intervencin-mhGAP.pdf

https://amiif.org/2019/10/10/salud-mental-un-problema-que-necesita-el-compromiso-de-todos/