Psicólogos Córdoba

Somos una red constituida por profesionales de la psicología, psiquiatría y profesiones afines especializados en el campo de la salud mental.
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horario de Atención L a V: 10 a 19
Teléfono (0351) 2308121
(0351) 2308121
Horarios de atención Lunes a Viernes: 10 a 19 hs

Nomofobia: cuando el celular pasa a ser un problema

Nomofobia - Persona con celular en la mano

Nomofobia: cuando el celular pasa a ser un problema

Nomofobia - Personas con celulares

Día a día, la tecnología se ha ido colando en nuestras vidas. Sin importar la edad, el género, la profesión o el estatus económico; los distintos dispositivos, y el celular en particular, cada vez están más presentes en nuestra rutina. De hecho, probablemente estés con el móvil en tus manos en este momento.

¿Sabías que el 91% de los argentinos tiene un celular? Así es: hay 39,9 millones de usuarios únicos de teléfonos celulares. Estos datos se desprenden de un estudio realizado en el año 2017 por la Mobile Marketing Association (EEUU).

Muchas personas sufren de ansiedad si pierden su teléfono, incluso si sólo ocurre por unos minutos. Lo utilizamos para todo: para decir “te amo” a nuestra pareja, o por el contrario, terminar la relación; para chequear nuestras cuentas bancarias, o compartir fotos de nuestros hijos en las Redes Sociales. Lo chequeamos cuando estamos en la mesa, cuando nos reunimos con nuestros amigos, e incluso antes de irnos a dormir.

¡No te sorprendas! En el fondo, casi todos somos un poco adictos al celular. La consigna “tengo que tenerlo conmigo todo el tiempo” se ha vuelto un problema tan real, que incluso existe un nombre para describir el estado que se produce ante la ausencia de este dispositivo: Nomofobia.

En este artículo te contamos de qué se trata la Nomofobia, y te brindamos algunos datos interesantes. ¡Seguí leyendo!

¿Qué significa Nomofobia?

Nomofobia - Persona con celular en la manoEl término “Nomofobia” fue utilizado por primera vez en el año 2007, en un estudio que se llevó a cabo en el Reino Unido. La palabra resume al término “No mobile phobia” (fobia a la ausencia del móvil).

La palabra describe la ansiedad y el miedo que sentimos cuando salimos de casa sin nuestro dispositivo, el temor a que se nos agote la batería, o nos quedemos sin saldo. También, pretende describir la sensación que experimentamos cuando nos damos cuenta que estamos desconectados del celular, fuera de la lupa virtual de nuestros amigos, familia, el trabajo y el “mundo” en general.

Esta definición está estrechamente vinculada con la dependencia que genera el celular en las personas, que incluso, a veces se torna adictiva. Del mismo modo que sucede en otros casos, el uso del teléfono se convierte en adicción cuando se transforma en una conducta repetitiva, y que nos produce placer: la famosa “compulsión”. Se trata de impulso que no se puede controlar, que genera la necesidad de usar el teléfono una y otra vez, durante el día y la noche.

De este modo, la nomofobia comienza a formar parte de las denominadas adicciones psicológicas o sin drogas, que afectan a la conducta. Y a diferencia de otras adicciones, la edad en la que comienza es muy baja: es muy fácil tener acceso a un teléfono, e incluso los padres lo ven como una buena medida de seguridad para “monitorear” a sus hijos.

¡Ojo! Esto no significa que todos seamos adictos al celular: la adicción es una patología, en la que se manifiestan ciertos síntomas, y genera graves consecuencias en la vida de la persona que la padece. De todos modos, esto no significa que sí podamos presentar algunos rasgos propios de la adicción.

Algunos datos interesantes…

En diciembre de 2017, la consultora Deloitte (una de las más grandes a nivel mundial), llevó a cabo un estudio en el que analizó el consumo móvil en Argentina, mediante la aplicación de encuestas. Los resultados se elaboraron en base al análisis de 2000 casos, y se obtuvieron algunos datos de gran interés:

  • Argentina es el país de Latinoamérica donde más smartphones existen por habitantes.
  • Un 11% de los encuestados indicó que revisa el celular más de 200 veces al día.
  • El 95% de los encuestados respondió que revisa el celular apenas se despierta, y el 90% también lo hace antes de dormir.
  • Un 26% de las personas dijo que interrumpe el sueño en medio de la noche para revisar sus Redes Sociales.
  • Después del Transporte público (45%), el trabajo es el lugar en donde más se utiliza el celular (42%).
  • En un segundo orden, la utilización del teléfono está instalada en ámbitos informales (grupales o individuales), así como en reuniones familiares o con amigos, en situaciones de compras o mirando TV. Entre el 32% y 50% de los encuestados afirmó usar el celular frecuentemente en esos ámbitos.

¿Qué síntomas presenta una persona con Nomofobia?

Los síntomas de la Nomofobia son numerosos, y están vinculados con aquellos que genera cualquier adicción sin sustancias. A continuación te listamos algunos de ellos:

  • Incapacidad para controlar o interrumpir el impulso de usar el celular. Por más que lo desee, la persona con nomofobia sufre serios problemas para controlar el uso de su celular. Incluso cuando sabe que tiene cosas más importantes por hacer.
  • Perseverancia en la conducta negativa. La persona que padece nomofobia es consciente de que su conducta no es adecuada. Y pese a que esto genera cierto malestar psicológico, se sigue repitiendo.
  • Uso del celular en situaciones prohibidas. El nomofóbico utiliza el celular en todo momento, incluso en situaciones de riesgo: por ejemplo, cuando conduce o cruza la calle. También, en situaciones donde no se permite su uso: por ejemplo, mientras está en una clase.
  • Pérdida de la noción del tiempo. La persona con nomofobia puede pasar una gran cantidad de horas diarias con su dispositivo.
  • Pérdida de tiempo laboral/académico por el uso del celular. Sin darse cuenta, un nomofóbico va dejando de lado responsabilidades que deben cumplir, ya sean vinculadas con el trabajo o el estudio.
  • Malestar somático. En algunos casos, el nomofóbico puede comenzar a sentir malestar en sus manos y dedos, por el movimiento repetitivo que realizan al usar el celular.
  • Alteraciones en el sueño. A menudo, el uso continuado de tecnología termina alterando la rutina de sueño de las personas. Incluso, muchas padecen de insomnio.
  • Miedo irracional. La persona sufre un temor excesivo a quedarse sin su celular.
  • Problemas con el entorno (familiar, social, laboral o escolar, etc.). Por lo general, las relaciones interpersonales se ven afectadas cuando una persona tiene nomofobia. Al estar conectados todo el día al móvil, el nomofóbico termina por aislarse cada vez más y más.

¿Cómo sé si padezco de Nomofobia?

Darnos cuenta si padecemos de Nomofobia no es una tarea demasiado complicada. De todos modos, es importante aclarar que la dependencia siempre se da en distintos grados, y esto no implica que necesariamente seamos “adictos”. Lo importante es ser
críticos y reflexionar sobre el uso que le damos al móvil, y si esto está afectando en algún punto nuestro desempeño en la vida. Probablemente te has visto reflejado en alguno de los síntomas que mencionamos anteriormente.

Pareja acostada con celularesTambién, puede ser útil reflexionar sobre preguntas como:

  • ¿Te angustiás si no tenés el celular en tu mano?
  • ¿Sentís pánico cuando olvidás dónde dejaste el móvil?
  • ¿Llevás tu teléfono a todos lados, incluso cuando vas al baño?
  • ¿Perdés la noción del tiempo cuando usás tu teléfono?
  • ¿Es lo primero que ves cuando despertás, y lo último que ves antes de dormir?
  • ¿Usás el teléfono cuando estás en reuniones?

Reflexionar sobre lo escrito en este texto nos puede dar una idea sobre el grado de dependencia que tenemos con el celular. De todos modos, no es posible realizar un diagnóstico sólo en base a lo planteado aquí. Por ello, es importante que si te reconoces en alguna de las descripciones dadas anteriormente, consultes con un profesional.

El psicólogo cuenta con los conocimientos necesarios para realizar un diagnóstico y diseñar un tratamiento que permita superar esta dependencia.


Si te interesa leer más sobre el tema, te invitamos a ver este artículo: Adicción a la tecnología: una patología extendida